MADRE News

Choose a news category:

Las mujeres como socorristas en Haiti

Posted on: Friday, January 15, 2010

Keywords: Haiti

A raíz de catástrofes, como el terremoto que azotó a Haití, es consolador ver grandes agencias internacionales asumir la responsabilidad de llevar a cabo esfuerzos de ayuda humanitaria. Las agencias internacionales—con sus recursos, conocimientos, maquinaria pesada y acceso al gobierno— tienen una función crítica en el asunto. Pero el trabajo de auxilio en gran escala no siempre es lo más indicado para satisfacer las necesidades de la gente que es más vulnerable a este tipo de catástrofes, como son las mujeres y las niñas y niños.

La población de Haití en su totalidad está sufriendo. Pero las mujeres son frecuentemente las más perjudicadas cuando hechos como estos ocurren, porque antes de la catástrofe están en desventaja. En Haití, y en todos los países, las mujeres son las más pobres entre los pobres y las más desprotegidas, lo que las hace más vulnerables a estar expuestas a la violencia y a no contar con un hogar. Las mujeres también son responsables de otras personas vulnerables, incluyendo niñas, niños, ancianos y gente enferma o discapacitada.

Dado al papel que tienen las mujeres como cuidadoras y por los niveles de discriminación a los que se enfrentan diariamente, las mujeres tienen una necesidad más urgente para ser asistidas. Sin embargo, las mujeres son frecuentemente pasadas por alto durante los trabajos de auxilio. En el caos que le sigue a las catástrofes, la ayuda tiende a llegar a la gente que grita más fuerte o que se saltean las largas colas y reciben asistencia inmediata. Cuando la ayuda se distribuye por cabeza de familia, las mujeres que están a cargo suelen no ser reconocidas, y las mujeres que dependen del hombre que es cabeza de familia suelen ser marginalizadas.

No es suficiente asegurarse que la mujer reciba asistencia. Las mujeres en las comunidades también deben ser incorporadas a la planificación y ejecución de los trabajos de rescate. Cuando la ayuda humanitaria es distribuida por mujeres, aumentan las posibilidades de que sea destine a la gente más necesitada. Esto no se debe a que las mujeres sean moralmente superior, sino que como tienen el papel de cuidadoras en la comunidad, las mujeres saben donde vive cada familia, en que casa residen bebes o ancianos y como extender la ayuda a otras comunidades incluso bajo condiciones de desastres.

En lugar de replicar el trabajo de otras organizaciones, los programas de ayuda y reconstrucción deberían asignar recursos y capacitaciones en manos de las mujeres de las comunidades; esto les permitiría reconstruir sus vidas y sus comunidades con una fundación sólida. Lo que Haití necesita principalmente a largo plazo es la capacidad de recuperación que resulta de tener un gobierno democrático receptivo y buenas instituciones de salud, educación y sociales. En esta situación post terremoto, es necesario trabajar con las mujeres para crear esta capacidad de recuperación.

Yifat Susskind / Directora de Política Internacional y Comunicaciones de MADRE / El Diario La Prensa

 


« Back to "Press Room" Next Article »



Related articles:

Contacto

Diana Duarte, Media Coordinator
TELÉFONO: +1 212 627 0444
CORREO ELECTRONICO: media@madre.org